miércoles, 27 de abril de 2016

Lección 18 | Dos viudas nobles


El vínculo de la familia es el más estrecho, el más tierno y sagrado de la tierra. Estaba destinado a ser una bendición para la humanidad. Y lo es siempre que el pacto matrimonial sea sellado con inteligencia, en el temor de Dios, y con la debida consideración de sus responsabilidades(El Ministerio de Curación, pág. 275).

DETRÁS DE LA HISTORIA DE LA VIDA
1.....¿Qué emergencia causó que Elimelec mude su familia a Moab? Diez años más tarde, habiendo perdido a su esposo e hijos por la muerte, ¿qué decidió hacer su viuda Noemí cuando escuchó que el Señor había dado otra vez buenas cosechas a su pueblo?
Rut 1:1, 2, 6.- (1) Aconteció en los días que gobernaban los jueces, que hubo hambre en la tierra. Y un varón de Belén de Judá fue a morar en los campos de Moab, él y su mujer, y dos hijos suyos. (2) El nombre de aquel varón era Elimelec, y el de su mujer, Noemí; y los nombres de sus hijos eran Mahlón y Quelión, efrateos de Belén de Judá. Llegaron, pues, a los campos de Moab, y se quedaron allí(6) Entonces se levantó con sus nueras, y regresó de los campos de Moab; porque oyó en el campo de Moab que Jehová había visitado a su pueblo para darles pan.
El pueblo de Dios no quedará libre de padecimientos… y aunque sufra privaciones y falta de alimento, no será abandonado para perecer. El Dios que cuidó de Elías no abandonará a ninguno de sus abnegados hijos. El que cuenta los cabellos de sus cabezas, cuidará de ellos y los atenderá en tiempos de hambruna. Mientras los malvados estén muriéndose de hambre y pestilencia, los ángeles protegerán a los justos y suplirán sus necesidades. Escrito está del que ‘camina en justicia’ que ‘se le dará su pan, y sus aguas serán seguras’. ‘Los afligidos y menesterosos buscan las aguas, y no las hay; seca está de sed su lengua; yo Jehová los oiré, yo el Dios de Israel no los desampararé(Isaías 33:15, 16; 41:17)(Reflejemos a Jesús, pág. 364).

2.....Después de que comenzó el viaje de regreso a casa con sus nueras, ¿qué consejo les dio? Describe la emotiva despedida.
Rut 1:8, 9.- (8) Y Noemí dijo a sus dos nueras: Andad, volveos cada una a la casa de su madre; Jehová haga con vosotras misericordia, como la habéis hecho con los muertos y conmigo. (9) Os conceda Jehová que halléis descanso, cada una en casa de su marido. Luego las besó, y ellas alzaron su voz y lloraron.
Vi que en la providencia de Dios las viudas y los huérfanos, los ciegos, los sordos, los cojos y los afligidos en una diversidad de formas, han sido colocados en estrecha relación cristiana con su iglesia, para probar a su pueblo y desarrollar su verdadero carácter. Los ángeles de Dios están observando para ver cómo tratamos a estas personas que necesitan nuestro apoyo, amor y benevolencia desinteresada. Así es como Dios prueba nuestro carácter. Si profesamos la verdadera religión de la Biblia, sentiremos que tenemos con Cristo una deuda de amor, bondad e interés en favor de sus hermanos; y no podemos menos que evidenciar nuestra gratitud por el amor inmensurable que nos mostró mientras éramos pecadores indignos de su gracia, teniendo un profundo interés y un amor desinteresado por aquellos que son nuestros hermanos y que son menos afortunados que nosotros(Testimonios para la Iglesia, tomo 3, pág. 561).

DECISIONES DIFERENTES
3.....¿Estuvieron las dos viudas jóvenes dispuestas a regresar a sus familias? ¿Cómo intentó Noemí convencerlas de cambiar sus mentes acerca de acompañarla? ¿Quién aceptó su sugerencia?
Rut 1:10-14, primera parte.- (10) Y le dijeron: Ciertamente nosotras iremos contigo a tu pueblo. (11) Y Noemí respondió: Volveos, hijas mías; ¿para qué habéis de ir conmigo? ¿Tengo yo más hijos en el vientre, que puedan ser vuestros maridos? (12) Volveos, hijas mías, e idos; porque yo ya soy vieja para tener marido. Y aunque dijese: Esperanza tengo, y esta noche estuviese con marido, y aun diese a luz hijos, (13) ¿habíais vosotras de esperarlos hasta que fuesen grandes? ¿Habíais de quedaros sin casar por amor a ellos? No, hijas mías; que mayor amargura tengo yo que vosotras, pues la mano de Jehová ha salido contra mí. (14) Y ellas alzaron otra vez su voz y lloraron; y Orfa besó a su suegra.
Cada miembro de la familia debe comprender que sobre él individualmente recae la responsabilidad de hacer su parte en cuanto a contribuir a la comodidad, el orden y la regularidad de la familia. No debe actuar un miembro contra otro. Todos deben participar unidos en la buena obra de alentarse unos a otros; deben manifestar amabilidad, tolerancia y paciencia; hablar en tono bajo y sereno; rehuir de la confusión y hacer cada uno todo lo que pueda para aliviar las cargas de la madre… “La firma familiar es una sociedad sagrada, en la cual cada miembro debe desempeñar una parte, ayudándose el uno al otro. El trabajo de la familia debe realizarse con suavidad, cómo funcionan las diferentes partes de una maquinaria bien ajustada(El Hogar Cristiano, pág. 158).

4.....A diferencia de Orfa, ¿cuál fue la respuesta y firme decisión de Rut? ¿Conoces a otra nuera con semejante grande amor y afecto por su suegra?
Rut 1:14, última parte-16, primera parte.- (14)… más Rut se quedó con ella. (15) Y Noemí dijo: He aquí tu cuñada se ha vuelto a su pueblo y a sus dioses; vuélvete tú tras ella. (16) Respondió Rut: No me ruegues que te deje, y me aparte de ti; porque a dondequiera que tú fueres, iré yo, y dondequiera que vivieres, viviré.
“En la antigüedad, Abrahán, Isaac, Jacob y Moisés, con su humildad y sabiduría, y Josué con sus diversos dones, fueron todos empleados en el servicio de Dios. La música de María, el valor y la piedad de Débora, el afecto filial de Rut, la obediencia y fidelidad de Samuel, la firme fidelidad de Elías, la suavizadora y subyugadora influencia de Eliseo, todas estas cualidades se necesitaron. Así también ahora, todos aquellos a quienes Dios ha prodigado sus bendiciones, han de responder con un servicio verdadero; ha de emplearse cada don para el adelanto de su reino y la gloria de su nombre(Palabras de Vida del Gran Maestro, pág. 242).

FE Y DECISIÓN
5.....¿Estuvo la decisión de Rut basada sólo en la bondad y amor por su suegra, o fue mucho más? ¿Qué demuestra que ella había experimentado una conversión a través de la fe en el verdadero Dios? ¿A qué ciudad llegaron las dos viudas juntas?
Rut 1:16-18, 22.- (16) Respondió Rut: No me ruegues que te deje, y me aparte de ti; porque a dondequiera que tú fueres, iré yo, y dondequiera que vivieres, viviré. Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios mi Dios. (17) Donde tú murieres, moriré yo, y allí seré sepultada; así me haga Jehová, y aun me añada, que sólo la muerte hará separación entre nosotras dos. (18) Y viendo Noemí que estaba tan resuelta a ir con ella, no dijo más(22) Así volvió Noemí, y Rut la moabita su nuera con ella; volvió de los campos de Moab, y llegaron a Belén al comienzo de la siega de la cebada.
Todos los que, como Rahab la cananea, y Rut la moabita, se volvieran de la idolatría al culto del verdadero Dios, habían de unirse con el pueblo escogido. A medida que aumentara el número de los israelitas, éstos habían de ensanchar sus fronteras, hasta que su reino abarcara el mundo…” (Palabras de Vida del Gran Maestro, pág. 232).
Los redimidos se encontrarán y reconocerán a las personas por ellos conducidos al Salvador. ¡Qué bienaventurada plática sostendrán con esos seres! ‘Yo era pecador –dirá uno–; sin Dios y sin esperanza en el mundo; tú te acercaste a mí y me diste a conocer el precioso Salvador como mi única esperanza’. Otros dirán: ‘Yo era un pagano que vivía en un país pagano también. Y tú dejaste a tus amigos y tu cómodo hogar para ir a enseñarme cómo descubrir a Jesús y creer en él como el único Dios verdadero. Yo derribé todos mis ídolos y adoré a Dios, y ahora lo veo cara a cara. Estoy salvado para siempre, y podré contemplar eternamente al que amo’” (Maranata: El Señor Viene, pág. 312).

DE RECOLECTORA A PREDECESORA DEL MESÍAS
6.....¿Qué vida difícil encontró Rut en Belén? ¿Qué hizo para conseguir alimento para sí misma y para su suegra? Mientras tanto, ¿qué se llegó a saber entre los parientes de Noemí?
Rut 2:2, 3, 11, 12.- (2) Y Rut la moabita dijo a Noemí: Te ruego que me dejes ir al campo, y recogeré espigas en pos de aquel a cuyos ojos hallare gracia. Y ella le respondió: Ve, hija mía. (3) Fue, pues, y llegando, espigó en el campo en pos de los segadores; y aconteció que aquella parte del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec(11) Y respondiendo Booz, le dijo: He sabido todo lo que has hecho con tu suegra después de la muerte de tu marido, y que dejando a tu padre y a tu madre y la tierra donde naciste, has venido a un pueblo que no conociste antes. (12) Jehová recompense tu obra, y tu remuneración sea cumplida de parte de Jehová Dios de Israel, bajo cuyas alas has venido a refugiarte.
Un buen carácter es un capital de más valor que el oro o la plata. No lo afectan los pánicos ni los fracasos, y en aquel día en que serán barridas las posesiones terrenales, os producirá ricos dividendos. La integridad, la firmeza y la perseverancia, son cualidades que todos deben procurar cultivar fervorosamente; porque invisten a su poseedor con un poder irresistible, un poder que le hará fuerte para hacer el bien, fuerte para resistir el mal y para soportar la adversidad(CN, pág. 147).
El espíritu de labor abnegada en favor de otros da al carácter profundidad, estabilidad y amabilidad como las de Cristo, infunde paz y felicidad a su poseedor. Las aspiraciones son elevadas. No hay cabida para la pereza o el egoísmo. Los que ejercitan las gracias cristianas crecerán. Tendrán nervios y músculos espirituales y serán fuertes para trabajar por Dios. Tendrán claras percepciones espirituales, una fe constante y creciente, y poder prevaleciente en la oración(TI, tomo 5, pág. 572).

7.....¿Qué plan maravilloso tuvo el Señor para esta joven mujer? ¿Quiénes fueron algunos de sus descendientes nobles? ¿Te gustaría tener la misma bondad y fe de Rut?
Rut 4:11-13, 17.- (11) Y respondiendo Booz, le dijo: He sabido todo lo que has hecho con tu suegra después de la muerte de tu marido, y que dejando a tu padre y a tu madre y la tierra donde naciste, has venido a un pueblo que no conociste antes. (12) Jehová recompense tu obra, y tu remuneración sea cumplida de parte de Jehová Dios de Israel, bajo cuyas alas has venido a refugiarte. (13) Y ella dijo: Señor mío, halle yo gracia delante de tus ojos; porque me has consolado, y porque has hablado al corazón de tu sierva, aunque no soy ni como una de tus criadas(17) Espigó, pues, en el campo hasta la noche, y desgranó lo que había recogido, y fue como un efa de cebada.
Mateo 1:5, 6 primera parte.- (5) Salmón engendró de Rahab a Booz, Booz engendró de Rut a Obed, y Obed a Isaí. (6) Isaí engendró al rey David.
Debemos apropiarnos de las promesas de Dios por medio de la fe, y aprovechar las abundantes bendiciones que Cristo Jesús ha obtenido para nosotros. Delante de nosotros ha sido colocada una esperanza, la esperanza de la vida eterna. Nuestro Redentor no quedará satisfecho con darnos nada menos que esta bendición; pero es deber nuestro asirnos de esta esperanza por medio de la fe en Aquel que la prometió. Podemos esperar que sufriremos; porque únicamente los que participen con él de sus sufrimientos, también participarán con él de su gloria. Él ha comprado el perdón y la inmortalidad para las almas pecadoras de los hombres que perecen; pero a nosotros nos corresponde recibir estos dones por medio de la fe. Al creer en él, recibimos esta esperanza como un ancla segura e inamovible para el alma (Exaltad a Jesús, pág. 325).

PARA UN ESTUDIO ADICIONAL
Proverbios 12:4; 17:17; 18:24 Los que aceptan a Cristo como su Salvador personal no son dejados huérfanos, para sobrellevar solos las pruebas de la vida. Él los recibe como miembros de la familia celestial, los invita a llamar a su Padre, Padre de ellos también. Son sus ‘pequeñitos,’ caros al corazón de Dios, vinculados con él por los vínculos más tiernos y permanentes. Tiene para con ellos una ternura muy grande, que supera la que nuestros padres o madres han sentido hacia nosotros en nuestra incapacidad como lo divino supera a lo humano” (El Deseado de Todas las Gentes, pág. 294).

PARA REFLEXIONAR
Después de haber perdido a sus esposos, ¿Noemí o Rut mostraron algunos rasgos de amargura?; ¿Qué elección fundamental hizo Rut al decidir ir con su suegra?; ¿Dónde ves la mano de Dios en las vidas de estas dos mujeres?
¿Suplió el Señor la necesidad de Rut?; ¿En Canaán proveyó el Señor sólo su alimento diario?; ¿Qué hizo a Rut una persona noble?; ¿Deseas tener la misma conexión maravillosa con la iglesia como Rut la tuvo con su suegra?
¿De qué dependeos?; ¿Cuándo podemos decir que amamos a los demás?

¡Cuán fácilmente amamos desde la distancia! Consideramos a los héroes de la fe y a todos nuestros conocidos como personas maravillosas. El Señor debería encerrarnos en el arca de Noé con nuestros parientes y conocidos; unos cuantos días serían demasiado suficientes. Entonces no sólo conoceríamos los rostros de nuestros amigos de los sábados en la mañana sino también sus lados menos favorables, que siempre tratan de ocultar tanto como nosotros. Sólo entonces, si todavía los “amamos”, utilizaremos realmente esta palabra correctamente. Ambas cosas son fatales, rodearse a sí mismo con una falsa aureola, o ver a los demás a través de anteojos de color rosa. Alguien ha dicho: “Cuando, en las personas a quienes admiramos demasiado, vemos cosas que contribuyen a nuestra desilusión de ellos, esa es la misericordia de Dios, porque no deberíamos mirar a las personas sino solamente a Jesús.”
Rut y Noemí vivieron juntas no sólo por unos cuantos días sino por años (Rut 1:4); con la ayuda del Señor, ellas pasaron su prueba. ¿Cuántas suegras y nueras han logrado semejante armonía maravillosa? ¿Cuántos hermanos y hermanas en la iglesia se aman el uno al otro tanto? Mirando a Jesús, podemos ser completamente transformados y ser capaces de desarrollar amor, incluso bajo circunstancias difíciles, como fue el caso de ellas. (Adaptado de Paul Dietenbeck, citado en H. Schäfer, In Bilder reden, pág. 256).